Conselhos

Cómo potenciar la recuperación de una lesión

Como potenciar la recuperacion de una lesion

Las lesiones son algo que está a la orden del día. Es cierto que pueden minar nuestra motivación, pero no tenemos que echar a perder todo lo que habíamos logrado. Para ello, debemos mantener los mejores hábitos durante el periodo que estamos lesionados, ayudando así a reducir al mínimo este tiempo.

En este post hablaremos acerca de planes nutricionales interesantes para cuando sufrimos una lesión.

10 consejos a seguir para recuperarse de una lesión

1. Ve al médico o al fisio y sigue sus indicaciones. En función de la lesión que sea, el proceso de recuperación varía, pudiendo interferir en él para hacerlo lo más corto posible.  

2. Pregunta si puedes seguir haciendo algún entrenamiento. Puede que la lesión te permita seguir ejercitando otros grupos musculares, por lo que no tienes que dejar de hacer ejercicio del todo.

3. Mantén una dieta equilibrada, evitando comer alimentos que no te proporcionen los nutrientes de los que precisas.

4. Intenta mantener tu peso. Cuando dejamos de practicar ejercicio por una lesión, es fácil subir algo de peso, ya que no quemamos las mismas calorías que antes. Para lograrlo, quizás te interese quitar partes de la comida de tu dieta habitual, o reducir las calorías que ingieres.

5. Para lograr esta reducción de calorías, te recomendamos que dejes de consumir productos refinados, grasas saturadas y alcohol, entre otros alimentos.

6. Sigue consumiendo la misma cantidad de proteína de lo habitual. De esta forma, pese a bajar la ingesta de calorías, tus músculos podrán seguir abasteciéndose de proteínas por el tiempo que estés lesionado.

7. Mantén un ciclo de sueño adecuado y continuo. Evita romper el ciclo de sueño y duerme mínimo unas 8 horas. De esta manera, ayudarás al cuerpo a que acelere el proceso de recuperación de la lesión.

recupearte de una lesion

Cicatrización de la herida

El proceso de recuperación de una lesión se divide, por lo general, en tres etapas:

Inflamación:
Supone el principio del periodo de la lesión. En función de la zona afectada, puede durar desde unas horas o varios días. Es completamente natural y ayuda a preparar la recuperación de la zona donde se ha sufrido la lesión. Solamente en caso de que, durante mucho tiempo, siga inflamada la zona y no parezca que vaya a bajar dicha inflamación, acude a un profesional para ver qué está sucediendo.

Proliferación:
En este periodo, se forma un tejido cicatricial que sirve como parche para la recuperación de la zona afectada. Se suele llamar postilla a este parche.

Remodelaje:
Una vez la zona ya ha sido reparada, la postilla se cae. Para potenciar esta fase del periodo de recuperación, puede que sea interesante que practiques algún ejercicio de rehabilitación.

Inmovilización

Muchas lesiones provocan una movilización parcial o una inmovilización en la zona o grupos musculares afectados por la misma. 

Debido a la inmovilización, se pierde tanto fuerza como músculo, por lo que lo que deberás intentar es mantener toda la fuerza y masa muscular que puedas durante la lesión. Para ello, deberás mantener una dieta ideal y, si es posible, practicar ejercicios de rehabilitación.


Recuperación

Una vez ya se ha pasado la lesión, viene lo que se conoce como recuperación. ¡Por fin podemos volver a practicar ejercicio! 

No obstante, en función de la lesión que hayas sufrido, la recuperación total será más fácil, o en cambio, puede que tengas que practicar ejercicios de rehabilitación hasta alcanzar de nuevo fuerza en la parte afectada por la lesión.

Entrenamiento

El entrenamiento, si no hemos podido proseguir con él durante el tiempo de la lesión, lo podremos retomar en la etapa de la recuperación

De nuevo, si has sufrido una lesión grave, nuestra recomendación es que comentes tu situación con algún experto (fisio, médico…) que pueda aconsejarte cómo retomar de nuevo el ejercicio.

Nos encantaría darte una guía detallada acerca de cómo poder retomar de nuevo tu entrenamiento después de una lesión, pero depende completamente de cada persona, de la lesión que se haya padecido y de cómo ha ido la propia recuperación de la misma.

Nutrição

Veamos qué importancia tiene la nutrición en tu periodo de recuperación de una lesión.

Para volver a retomar tu dieta, junto al entrenamiento, te recomendamos que sigas estos consejos:

  • En función de tu nivel de actividad durante la lesión, puede que necesites volver a ingerir más calorías.
  • Puede que en algún caso tengas que bajar, en vez de subir, la ingesta de calorías. Comenta tu caso personal con un profesional para que lo analice y dictamine la mejor alternativa para ti.
  • Mantén tu nivel de proteina, por lo menos igual que antes. De lo contrario, podría provocar una pérdida de masa muscular.
  • Como el cuerpo no es capaz de almacenar la proteína, divide la ingesta de la misma durante más comidas a lo largo del día. De esta manera evitarás en parte la pérdida de masa muscular.
  • A creatina ayuda en la parte de recuperación de una lesión, puede que sea de tu interés.
  • Mantener una dieta rica en minerales y vitaminas puede ser beneficiosa para el periodo de recuperación.

Deixe uma resposta

O seu endereço de email não será publicado. Campos obrigatórios marcados com *